PEZ ESPADA

Nombre científico: Xiphias gladius. Características: Cuerpo robusto, fusiforme y poco comprimido. Posee apéndice rostral, largo y aplanado en forma de espada. Desprovista de escamas en edad adulta. Coloración del dorso gris o azul oscuro, pasando a blanco o plateado en la zona ventral. Longitud máxima 490 cm, habitual entre 200 y 300 cm.  Hábitat y modo de vida: Especie pelágica y solitaria, que en ocasiones puede formar grupos. Muy buena nadadora, realiza largas migraciones en las que puede ser visto en la superficie del agua, aunque, en otras ocasiones, llegue a alcanzar los 800 m de profundidad. Se alimenta de peces gregarios y cefalópodos preferentemente. La reproducción acontece entre febrero y abril en el Atlántico, y durante el verano en el Mediterráneo. Distribución: En todos los mares cálidos y templados. Presente en todas nuestras costas. Pesca: Se pesca con artes de anzuelo, en especial con palangre. También pueden ser arponeados cuando nadan cerca de la superficie. Especie muy apreciada en la pesca deportiva de altura.

OJO DE PEZ ESPADA: El Pez Espada forma parte del selecto club de peces (apenas el 1% de todas las especies) que mantienen partes de su cuerpo por encima de la temperatura de las aguas que habita (fenómeno técnicamente llamado endotermia). Para dar más singularidad aún, es el único que concentra el calentamiento de su cuerpo en el cerebro y en las retinas, pudiendo mantener estos entre 10 y 15° C, por encima de la temperatura del agua. Normalmente en estas especies el calor con el que atemperan ciertas regiones de su cuerpo es producido por reacciones metabólicas, sin embargo, nuestro protagonista, posee unos tejidos calentadores especializados en dicha función. Ahora bien... ¿para qué? Pues como sabemos, en el reino animal (incluidos los homo sapiens) hay dos factores fundamentales que hacen a los animales desarrollar habilidades excepcionales: la reproducción y la alimentación. En este caso es la segunda: ese calentamiento permite al pez espada ampliar considerablemente su hábitat depredador, otorgándole la posibilidad de, por periodos cortos de tiempo, buscar sus presas en aguas por debajo de los 5° C. Desde luego parece apropiado conservar una visión óptima en la captura teniendo en cuenta que puede nadar a velocidades de hasta 100 Km/h.

Videos

 

Recetas

http://blogs.elpais.com/el-comidista/2010/07/espaguetis-pez-espada-berenjena-tomatitos.html     http://www.directoalpaladar.com/recetario/pez-espada-al-limon
 

Bibliografía

Peces de mar de la península ibérica, Jordi Corbera, Ana Sabatés y Antoni García-Rubies. Editorial: Planeta.
Peces de mar, Claus Militz y Fritz Wendler. Editorial: Blume.
Fisiología Animal, Richard W. Hill y Gordon A. Wyse. 

http://www.fao.org/fishery/species/2503/en